Activista de género denunciada por sexismo y acoso político a diputada de Chihuahua

Diputada Nadia Siqueiros denuncia ante los medios acoso político de Lucha Castro. Foto: La Opción de Chihuahua

Por Guadalupe Lizárraga

CHIHUAHUA, Chihuahua.- La diputada del Partido Acción Nacional de Chihuahua, Nadia Siqueiros Loera, denunció ante los medios de comunicación a la reconocida activista de género Lucha Castro de acoso político y sexismo. El señalamiento se dio después de que la diputada hiciera observaciones de fiscalización al secretario de Desarrollo Social del Estado de Chihuahua, Víctor Quintana Silveyra, en su reciente comparecencia ante el Congreso del Estado sobre el ejercicio presupuestario de su administración, de acuerdo a la información aportada por el diario La Opción de Chihuahua.

En entrevista para Los Ángeles Press, Siqueiros fue enfática respecto al “mobbing” emprendido a través de mensajes de WhatsApp por parte de Castro, quien también ejerce el cargo de representante del Poder Ejecutivo dentro de la Judicatura estatal:

“Yo lo considero como un acoso político y contra la mujer, y lo peor es que este acoso político venga de otra mujer en la defensa de un hombre privilegiado, es completamente sexista, sobre todo de una persona que se ha distinguido como una activista de género, en favor de las mujeres”.

La legisladora además destacó que una de sus funciones era fiscalizar, y que las observaciones al secretario de estado las ha hecho desde mediados del año. El mismo tiempo que la activista de género Lucha Castro ha ejercido coacción política sobre ella, incluso con amenazas. Siqueiros Loera también mencionó que la activista le envió “mensajes de agresión”, llamándola con calificativos el día que decidió asistir a la presentación de “El libro negro de la nueva izquierda”, de los autores argentinos Agustín Laje y Nicolás Márquez.

No obstante, no es la primera vez que Castro ejerce su influencia de funcionaria para prohibir a través de la red de WhatsApp a otras funcionarias y empleadas de asistir a presentaciones de libros por no ser de su preferencia ideológica. El primero de diciembre de este año en la presentación de “Desaparecidas de la morgue” (Editorial Casa Fuerte, 2017), sobre los feminicidios de Ciudad Juárez, transcendió el testimonio de que Lucha Castro había enviado mensajes de no asistir al evento organizado por el Colegio de Periodistas de Chihuahua, ya que el libro dedica un capítulo a su colega Norma Ledezma, de Justicia para Nuestras Hijas, por acoso a madres de víctimas de feminicidios y alteración de expedientes de las víctimas. 

En el caso de Siqueiros Loera, la activista -hoy consejera- ha sido señalada por traspasar un poder que no le corresponde: “ella es el Poder Judicial y nosotros el Legislativo, somos completamente independientes de ella, y no tiene de ninguna manera por qué estar interviniendo en el trabajo que nosotros hacemos y más si estamos cumpliendo a cabalidad con nuestro trabajo”, dijo la diputada, y abundó que ni siquiera su partido le ha hecho señalamientos en el mismo sentido que Castro.

Respecto al comentario del coordinador de la fracción parlamentaria del PAN, Jesús Villarreal, sobre que era un asunto personal entre ambas funcionarias públicas, Siqueiros destacó que por su parte no había nada personal, “ya que tengo documentos en mano de cada uno de los señalamientos que hice en mi papel de diputada y son señalamientos que en su momento planteé al secretario de Desarrollo Social de cómo encontrábamos nosotros la situación de su área, y ahora seguimos encontrando el mismo tipo de situaciones que venimos señalando”.

La sombra de Lucha

Lucha Castro creó el Centro de Derechos Humanos de las Mujeres en 2006 y se destacó como representante legal de Marisela Escobedo, asesinada hace siete años, el 16 de diciembre de 2010, enfrente de Palacio de Gobierno por exigir justicia por el feminicidio de su hija Rubí, después de que tres jueces absolvieran al asesino el 30 de abril de ese mismo año. La presión de Escobedo logró que se realizara un nuevo juicio ante un tribunal de casación, en el que se sentenció a 50 años de cárcel al victimario de su hija, Sergio Rafael Bocanegra. Sin embargo, nunca hubo una orden de aprehensión por parte de la Procuraduría General de la República ni de la del estado, además de darse un cúmulo de negligencias por parte de jueces y funcionarios públicos.

El día del asesinato de Marisela Escobedo, ni Lucha Castro ni Norma Ledezma acompañaron a la madre en la protesta frente a Palacio de Gobierno, siendo ambas representantes legales, activistas de género y receptoras de fondos internacionales para visibilizar los feminicidios del estado de Chihuahua. Incluso, testimonios de madres de víctimas de feminicidios que habían sido convocadas por Escobedo afirmaron que Ledezma les había prohibido acompañarla esa noche a Palacio de Gobierno, y que si la desobedecían lo consideraría una traición, “y ella no perdonaba las traiciones”; mientras que Lucha supuestamente habría viajado a Suiza en busca de recursos. Sin embargo, el 23 de diciembre, siete días después del asesinato de Marisela, hacían un pronunciamiento conjunto sobre el “acompañamiento” a Marisela Escobedo en su búsqueda de justicia. 

Entre las agencias agencias nacionales e internacionales que han financiado los proyectos de Lucha Castro en contra de la violencia hacia las mujeres, destaca la Unión Europea, la Embajada del Reino de los Países Bajos, Caritas Suiza y la Fundación MacArthur, de acuerdo a la información de su sitio digital. 

 

Guadalupe Lizárraga

Periodista independiente. Fundadora de Los Ángeles Press, servicio digital de noticias en español en Estados Unidos sobre derechos humanos, género, política y democracia. Autora de las investigaciones en formato de libro Desaparecidas de la morgue (Editorial Casa Fuerte, 2017) y El falso caso Wallace (Casa Fuerte, 2018) ambos distribuidos por Amazon.com

One thought on “Activista de género denunciada por sexismo y acoso político a diputada de Chihuahua

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *