Víctimas de Iguala calcinadas en una sola hoguera, aún con vida

Estudiantes exigen con vida a sus compañeros de Ayotzinapa. Foto: reforma.com
Estudiantes exigen con vida a sus compañeros de Ayotzinapa. Foto: reforma.com

*** Algunos habrían sido quemados vivos y otros tienen el tiro de gracia

*** PGR no inicia con los estudios de ADN

*** Los policías municipales sometieron a los estudiantes y, al azar eligieron a quienes se llevarían 

Por Flor Miranda

IGUALA, Guerrero.- El domingo pasado continuaron las excavaciones en un cerro al poniente de la cabecera municipal de Iguala para extraer cadáveres cuya identidad no ha sido aclarada por las autoridades. Fuentes del Servicio Médico Forense (SEMEFO) informaron que la noche del sábado fueron ingresados 9 cuerpos, mientras que el domingo habrían entrado 19.

Aunque en esta ocasión el dispositivo de seguridad fue menor, continuó el hermetismo por parte de las autoridades y se volvió a bloquear el acceso a la prensa.

Una vez más se vieron los operativos de búsqueda en coordinación entre el Estado y la Federación. La policía ministerial y la Marina se encargaron de resguardar la zona de fosas clandestinas en un diámetro de tres kilómetros a la redonda.

Las excavaciones continúan en la misma zona donde confluyen varias colonias de alta marginación como Jardines del Sol, Las Parotas, Granjeles, Jardín, Loma del Zapatero y Pueblo Viejo.

Entraron esta vez hasta la zona de excavación dos camionetas del Servicio Médico Forense (SEMEFO) y, una de ellas bajó del lugar fuertemente resguardada por policías ministeriales cerca de las 14:30 horas. A las 3:00 de la tarde aproximadamente ingresó a la morgue de Iguala donde se pudo observar personal pericial de la Procuraduría General de la República (PGR).

Los trabajadores del Semefo maniobraron para evitar que algún fotógrafo o camarógrafo captaran alguna imagen. El hermetismo fue total.

Cerca de las 18:00 horas ingresó a Semefo una segunda camioneta cargada de cuerpos maniobrando de igual manera para evitar que se tomara alguna imagen.

En punto de las 16:00 horas llegaron al Semefo cuatro representantes de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) y se entrevistaron con el encargado de la morgue. Antes habían arribado representantes de la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH).

De acuerdo a la información proporcionada, hasta el corte de las 6:30 de la tarde habían ingresado al Semefo 28 cuerpos calcinados a los que hasta ese momento no se les habían practicado los estudios de ADN para confirmar o descartar que se trate de normalistas de Ayotzinapa.

En la tarde-noche, el procurador de Justicia ofreció una conferencia de prensa donde confirmó la cifra de 28 cuerpos exhumados de las fosas clandestinas al poniente de Iguala, hasta el corte de este domingo.

Las víctimas fueron calcinadas en una sola hoguera, algunas aún con vida…

De acuerdo al contacto visual que tuvieron visitadores de la CNDH y de la ONU en el lugar donde estaban las fosas clandestinas; relataron que se trata de un lugar boscoso en donde hay sembradíos de maíz y, dos kilómetros abajo varias casas.

Explicaron que hay 6 excavaciones en donde enterraron los 28 cuerpos encontrados hasta el momento. Algunos de las fosas tenían varios metros de profundidad debido a que metieron un cuerpo sobre otro solo separados por una delgada capa de tierra.

Todos los cadáveres estaban calcinados y, a algunos se les podía apreciar un orificio de bala en el cráneo, por lo que se presume que a varios se les habría dado el tiro de gracia.

Sin embargo, también existe la sospecha de que varios de ellos fueron quemados vivos puesto que no fueron hallados restos de sangre o casquillos percutidos, aunque podría haberse dado el hecho de que los victimarios se hayan dado a la tarea de limpiar la zona del crimen.

No obstante, en el lugar fue detectada una especie de hoguera en la que se presume que fueron calcinados todos los cuerpos, “como si estuvieran haciendo barbacoa”, soltó uno de los comisionados de la ONU.

Como dato importante, se supo por quienes tuvieron contacto visual con los cuerpos durante la exhumación de los mismos, que todos están completos, es decir, ninguno fue destazado como se manejó en un principio.

Según los testigos de la extracción de cuerpos, algunos solamente presentaban desprendimiento de partes de su cuerpo, producto de que fueron calcinados.

Lo que pudieron notar además es que el tiempo que llevan muertas estas personas es de no más de una semana, lo que fortalece la versión de que pudiera tratarse de algunos de los estudiantes de Ayotzinapa desaparecidos desde la noche del 26 de septiembre.

Omisiones de Aguirre…

De acuerdo a los testimonios que han recabado la ONU y la CNDH, el gobierno del Estado habría caído en varias omisiones en las acciones realizadas la noche del 26 de septiembre y la madrugada del 27, cuando no pudo ni quiso garantizar la seguridad de los estudiantes de Ayotzinapa a pesar de que se les exigió hacerlo.

Y es que durante la agresión también habrían participado policías del Estado según las versiones de algunos sobrevivientes, versión lógica al tomar en cuenta que en Iguala funcionaba oficialmente el Mando Único desde hace ya más de un año.

Además, tras la segunda agresión sufrida por los normalistas aquella noche, se denunció públicamente que había al menos 43 estudiantes que se había llevado la policía municipal y a quienes estaban torturando, pero a pesar de la denuncia ni el ejército mexicano, la policía del Estado, la Ministerial o incluso el Ministerio Público hicieron algo para rescatar o localizar a los estudiantes que, al día siguiente fueron reportados como desaparecidos.

La información recabada por la ONU y la CNDH confirma que los 43 estudiantes hoy desaparecidos ingresaron a la barandilla municipal y luego fueron sacados de ahí con fines desconocidos.

Además, se supo que durante la primera agresión realizada por policías municipales, todos los normalistas fueron acorralados en la calle Álvarez y luego sometidos.

Los normalistas fueron tirados al piso bocabajo y con las manos a la cabeza, mientras los uniformados pasaban sobre de ellos y elegían al azar a los que se llevarían para torturarlos y luego desaparecerlos.

4 thoughts on “Víctimas de Iguala calcinadas en una sola hoguera, aún con vida

  1. NO NOS ESTAN DEJANDO OTRO CAMINO MAS QUE HACER PATRIA: MATANDO UN POLICIA. SERAA ESA LA SOLUCION QUE ESTAN BUSCANDO EL NARCO EN CONTUBERNIO CON EL GOBIERNO? NO LO CREO.

  2. Hay que quitarnos la venda de los ojos porque es obvio que el gobierno del estado apoyó la detención y muerte de los estudiantes. También el gobierno federal porque el ejército no hizo nada y se dedicó a mirar. Se afirma que tanto a José Liis Abarca -hoy prófugo- como Ängel Aguirre Rivero apoyaron su campaña el cartel de los Beltrán Leyva que opera en Sinaloa y Guerrero. Más claro ni el agua, México tiene un sistema apoyado por el narcotráfico o “crimen organizado”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *