Isabel Miranda, con identificación de SSP, antes del supuesto secuestro de su hijo

Por Guadalupe Lizárraga

CIUDAD DE MÉXICO.- Isabel Miranda Torres, denunciada ante la Fiscalía General de la República por fabricar pruebas para sostener el falso secuestro de su hijo Hugo Alberto Wallace y por secuestro en grado tentativa, tenía identificación expedida por la Secretaría de Seguridad Pública, del gobierno federal de Vicente Fox, en julio de 2005, al momento de reportar los supuestos hechos. 

Con la credencial de número RP4065254, expedida por la Secretaría de Seguridad Pública, Miranda Torres se identificó ante el agente del Ministerio Público de la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal, el 13 de julio de 2005, para declarar falsamente en calidad de denunciante sobre los supuestos hechos de privación de libertad de su hijo Hugo Alberto Wallace Miranda, inculpando a Jacobo Tagle Dobín, quien desde el 3 de diciembre de 2010, fue detenido de manera ilegal, torturado y cumple condena aún sin sentencia.

El secretario de Seguridad Pública en ese entonces era Ramón Martín Huerta, el segundo en ocupar el cargo, de la secretaría creada con su nueva estructura en el año 2000, según la información disponible en la red. El primero fue Alejandro Gertz Manero, quien renunció al cargo en 2004.

Ramón Martín Huerta, uno de los amigos más cercanos de Vicente Fox, fue el gobernador interino después de que Fox renunciara para correr como candidato a la presidencia por Acción Nacional, y posteriormente, en junio de 2004, a la renuncia de Gertz Manero a la secretaría de Seguridad Pública, Martín Huerta asumió el cargo. Sin embargo, el 21 de septiembre de 2005, la noticia de su fallecimiento sorprendió a México, después de caer en un helicóptero en el que viajaba para una diligencia, el cual se manejó por autoridades y algunos medios como un accidente. Un año después de su muerte, la Procuraduría General de la República era denunciada en algunos medios independientes por su negativa al IFAI de abrir los expedientes del caso bajo sospecha de haber sido un atentado.

Quien sustituyó a Ramón Martín Huerta fue Eduardo Medina Mora, entonces director general del Centro de Investigación y Seguridad Nacional, el mismo que dio ascenso y recursos a García Luna para crear la Agencia Federal de Investigación (AFI). Después de Medina Mora, García Luna fue designado como titular de Seguridad Pública, por Felipe Calderón, y a un mes de asumir el cargo, Isabel Miranda iniciaba las detenciones ilegales y torturas de sus inculpados.

Los detenidos ese mes fueron Juana Hilda González Lomelí, el 10 de enero, y pese a que había un oficio de SEIDO con el número SIEDO/UEIS/190/2006, para su libertad bajo reservas dirigido a Genaro García Luna, el 13 de enero fue incriminada directamente por Miranda, y arraigada por órdenes de García Luna. El siguiente detenido contra derecho fue César Freyre Morales, el 23 de enero, quien estuvo en una “casa de seguridad” bajo tortura de cuatro hombres vestidos de civil y de Isabel Miranda. Después de negarse a su incriminación, fue presentado a SEIDO y a los medios como “secuestrador” el 26 de enero. Cuatro días después, el 30 de enero, el detenido también de manera arbitraria e ilegal por segunda vez era George Khoury Layón, incriminado además por las periodistas Icela Lagunes, de El Universal, Anabel Hernández, en sus libros Los señores del narco y México en llamas, y por Erika Duarte, de La Jornada.

 

 

 

 

Guadalupe Lizárraga

Periodista independiente. Fundadora de Los Ángeles Press, servicio digital de noticias en español en Estados Unidos sobre derechos humanos, género, política y democracia. Autora de las investigaciones en formato de libro Desaparecidas de la morgue (Editorial Casa Fuerte, 2017) y El falso caso Wallace (Casa Fuerte, 2018) ambos distribuidos por Amazon.com

2 thoughts on “Isabel Miranda, con identificación de SSP, antes del supuesto secuestro de su hijo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *